¿Cuál es tu meta?

Buscar contenidos: haga clic aquí

¿Cuál es tu meta?

Te reto a que le preguntes a alguna persona el día de hoy ¿cuál es su meta?, te sorprenderás de lo terriblemente vago de las respuestas. Irán desde el ¿qué?, ¿de qué me hablas?, hasta el ¿mi meta de qué o para qué?, pasando por supuesto por respuestas como “bueno mi meta en la vida es ser feliz, tener una vida cómoda”, “tener mucho dinero”, “una situación estable”.

Encuestas indican que menos del 2% de la población tiene claro qué quiere de la vida, qué quiere para este año, para este mes, para esta semana, para el día de hoy.

Ir por la vida sin una meta especifica, es como correr cada mañana diez kilómetros en la cubierta de un barco, aunque hagas el esfuerzo disciplinadamente, al final no llegarás a ningún lado, porque no tienes una meta clara que justifique o sea el motivo para que hagas un gran esfuerzo y trabajo.

El Sol es la máxima fuente de energía de la que dispone el planeta y el sistema planetario que habitamos, de ahí el nombre mismo, sistema solar; pues ni el sol mismo, con su estupenda y potentísima fuente de energía puede hacer grandes cambios si no se le enfoca. Pongamos un ejemplo para aclarar ésta idea. Si expones una hoja de papel al sol, después de un par de años, a lo mucho la pondrá amarilla; para obtener una reacción realmente significativa, tendrías que interponer entre el sol y la hoja un punto de enfoque, una lupa. De la misma forma, tu energía se gasta y se desgasta cotidianamente por falta de enfoque, por falta de claridad en las metas. Para esta analogía, el establecer una meta clara y concreta equivale a la lupa entre el sol y la hoja.

“Mi meta es tener mucho dinero”, es la respuesta de cientos de personas a la interrogante en mis seminarios de aplicación y programación. Pero yo les pregunto -exactamente ¿Cuánto es mucho dinero?, ¿cuánto es para ti mucho dinero y en qué específica circunstancia?- Mucho dinero es cosa diferente para cada persona.

Para unos pueden ser unas cientos, para otros unos miles y para otros más, millones.  Si te dijera que te sacaste la lotería y te sacaste “mucho dinero”  ¿Cuánto sería?, pero si te pidiera que pagaras 5000 dólares por un lápiz seguramente me gritarías: “Helios… eso es mucho dinero”.

Pues bien, tu inconsciente que es el que se encarga de hacer el proceso creativo, es capaz de ayudarte a encontrar formas prácticas de obtener “mucho dinero”, el asunto es que nunca convocamos esos inconscientes de la forma correcta.

¿Conoces familias que son capaces de conseguir miles de pesos para organizar los 15 años de la niña?, si tuvieras que enfrentar una emergencia médica tuya o de un familiar ¿No serías capaz de conseguir lo que hiciera falta para lograr tu meta?

De la misma manera tu mente te puede ayudar a alcanzar lo necesario para empezar tu propio negocio, cambiar tu visión de la productividad familiar y tomar control de tu economía. Deberás pedirle a tu mente,  a tus capacidades más profundas un específico objetivo, un plan de metas, un plan de acciones.

Lo mejor de ti, tus capacidades y talentos pueden estarse desperdiciando años tras año por falta de enfoque, prioridad y metas. Realmente ¿qué quieres de la vida y para cuándo lo quieres? Identifica tus objetivos, plantea metas a corto, mediano y largo plazo y trabaja para llegar a ellas. Recuerda que cada meta cumplida es el inicio para alcanzar otra más y así sucesivamente.

 

Piensa reflexiona y actúa

 

Helios Herrera

INDICE

Comments

comments

Otros Posts